Archivo del Autor: Luis Castellon Serrano

Florenchino

 Vaya por delante que no tengo absolutamente nada contra los chinos, pero si que está de forma muy torcida asentado el dicho «te engañaron como a un chino«, bien por aquellos que fueron llevados al Perú con falsas promesas por por británicos, bien porque Marco Polo sacó más beneficios que perjuicios de sus tratos comerciales, la cuestión es que la frase está asentada, y que lo de la obtención de beneficios por parte de este sujeto es indiscutible, a costa de lo que corresponda, una plataforma de extracción que origina terremotos (costa levantina, CASTOR), que se le cierra y que hay que pagársela entre todos hasta que a las ranas les salga pelo, y sin seguir biografía empresarial detallada, ahora una cosa que se llama o lo pretende, la Superliga. 
Seguir leyendo

Disparates

No me refiero a que esta situación vírica pueda considerarse un disparate, pero si a que los propicia o al menos incita a pensar en formatos disparatados.

Hemos salido de la Semana Santa, que para muchos hosteleros «hemos salvado la Semana Santa», al igual que en su momento se habló de «salvar las Navidades», lo mismo con Carnaval, y ahora supongo que El Rocio, la Feria de Abril, el verano, o vaya usted a saber. Seguir leyendo

Astracínica

 Es lo que me está pareciendo, bastante cínica. Claro está que alguien pensará que porqué no Astracínico; evidente, me refiero a la vacuna, no al vacuno que sería un ganado que en esto no tiene nada que ver. Voy a tener que darle la razón, que la tiene, a Darío Villanueva Director de la RAE, cuando opina que la «corrección política» es una forma de «censura posmoderna».
Seguir leyendo

Carnestolendas

 Carnestolendas no es ningún palabro raro; cierto que no se usa mucho para referirnos a los tres días vísperas del Miércoles de Ceniza, de Carnaval, pero viene a anticiparnos que vayamos pensando en prescindir de carnes en nuestras dietas, una especie de versión ramadanesca. Algunos se lo toman si pueden y quieren con otra lectura, y eso de echar fuera las carnes lo interpretan luciendo camisetas y escotes, ellos y ellas, generosísimos, a lo cual ayudan los días preprimaverales que hemos tenido. Seguir leyendo