Archivo de la categoría: Uncategorized

Elegancia

La verdad es que lo que quiere decir la palabra «elegancia» se presta a muchas interpretaciones según quien y cómo la aplique, pero desde luego que se puede coincidir cuando no existe elegancia o hay escasez de la misma: «trato elegante», «qué elegante viste», «un reconocimiento elegante»…. para su uso tanto en Matemáticas como en ajedrez suele ser adjudicado a soluciones simples frente a otras farragosas. Seguir leyendo

Neurohéroes

Desmontando una maqueta de encéfalo. Alumnos de Bachillerato del Zaidín-Vergeles. Fotógrafo: su profesor Antonio Quesada.

Querido y sufrido lector:

Antes de entrar en materia, si es que se pueden llamar a estas entradas «materia», habrá observado que la presentación del blog es otra, como más limpia, ¿cómo diría yo?, como más «espercojá», se ha hecho con la intención de mejorar: «U renovarse u parmá», que ya dijo el sabio. Seguir leyendo

Infieles

Eso es lo que sois, ¡¡¡Infieles!!!. Cuidado con suprimir romerías, ¡¡¡el Rocío, la Virgen de la Cabeza…!!!, y no digamos de la Semana Santa, el Cristo del Paño y demás manifestaciones pías y marianas con la coña de la excusa de los contagios. ¿Es que no sabéis que la devota asistencia supone una protección antivírica inmediata y de origen divino?. 
Seguir leyendo

Florenchino

 Vaya por delante que no tengo absolutamente nada contra los chinos, pero si que está de forma muy torcida asentado el dicho «te engañaron como a un chino«, bien por aquellos que fueron llevados al Perú con falsas promesas por por británicos, bien porque Marco Polo sacó más beneficios que perjuicios de sus tratos comerciales, la cuestión es que la frase está asentada, y que lo de la obtención de beneficios por parte de este sujeto es indiscutible, a costa de lo que corresponda, una plataforma de extracción que origina terremotos (costa levantina, CASTOR), que se le cierra y que hay que pagársela entre todos hasta que a las ranas les salga pelo, y sin seguir biografía empresarial detallada, ahora una cosa que se llama o lo pretende, la Superliga. 
Seguir leyendo

Disparates

No me refiero a que esta situación vírica pueda considerarse un disparate, pero si a que los propicia o al menos incita a pensar en formatos disparatados.

Hemos salido de la Semana Santa, que para muchos hosteleros «hemos salvado la Semana Santa», al igual que en su momento se habló de «salvar las Navidades», lo mismo con Carnaval, y ahora supongo que El Rocio, la Feria de Abril, el verano, o vaya usted a saber. Seguir leyendo